3    Ene 20147 Comentarios

El Último Día de un Año y el primero del siguiente…

Nos ha encantado la manera en la que Mercedes Olivares de Ardiles ha colaborado con nosotros y nuestro blog durante el 2013. Con su siempre buena disposición a ayudar a toda persona que requiera de motivación o buenas ideas para comenzar (o seguir) su investigación familiar, Mercedes escribe este primer post del año. Gracias por todo, Mercedes! :)
Siempre este día ha encerrado una magia para mí, la forma en que el último día del año se enlaza armoniosamente con el primero del año próximo. Fin e inicio. Cierre y apertura. Muerte y vida.
Término y comienzo. Partida y llegada…. Se conjuga armoniosamente lo uno con lo otro, pasamos del presente año al que se inicia con abrazos, buenos deseos, alegría y música…Muchos también, dolorosamente, pasan de uno al otro con penas, frustraciones y desencanto.
Sea cual fuere el caso, es el momento ideal para hacernos una serie de preguntas, interrogantes que en múltiples oportunidades y para muchos de nosotros mejor sería ignorar pero que precisamos saber.
Es costumbre en nuestra familia escribir nuestras metas en este día y compartirlas con el grupo familiar, a la vez que evaluamos las metas propuestas pare el año que termina y analizamos nuestros logros. Las dividimos en metas espirituales, temporales, académicas, intelectuales. Las anotamos en detalle y “tratamos” de lograrlas durante el año.
Cuando evaluamos vemos nuestra realidad y nos damos cuenta que no siempre hemos logrado todo lo propuesto, pero que si nos acercamos bastante.
“¿No es mejor acaso apuntar mi lanza a la luna y herir solamente a un águila que apuntar mi lanza al águila y pegarle solamente a una roca?”. Og Mandino
No somos una familia perfecta, de hecho, distamos mucho de ello, pero nos esforzamos por progresar y hacer las cosas en la mejor manera posible. Y esta es una buena medida para ayudarnos a ello.
Las empresas hacen sus balances e inventarios, tan necesarios para evaluar el año, saber de las pérdidas o ganancias, de los activos y pasivos. Y con estos resultados enfrentar el próximo año. A veces los contables se llevan las manos a la cabeza tratando de encontrar las diferencias que a de tanto en tanto se producen, y hacer que todo calce perfectamente. Los empleados hacen largas listas de productos en existencia, en un tedioso trabajo de nunca acabar. Y por fin las cifras están listas, y el balance está terminado. De acuerdo a los resultados serán las estrategias a utilizar en el año que comienza.
Del mismo modo, cual si de una empresa se tratara, necesitamos, primero que nada, evaluarnos a nosotros mismos, nuestro desempeño en la vida, y especialmente en el año que está terminando. Si, porque es tiempo de evaluaciones, más que nada. Lo más sabio es comenzar por uno mismo y luego, seguir con lo demás.
Nos sentamos, lápiz y papel en mano y comenzamos a ver la “película” de nuestra vida, “nuestra” película, escena por escena y hacemos nuestro inventario:
1. ¿Qué tipo de persona fui este año? ¿Fui una buena persona? ¿Cómo podemos determinar esto? Acá es necesario hacer un recorrido minucioso y desglosar la pregunta:
a) Cómo anduvo mi honestidad, me apropié de algo que pertenece a otro y me lo adjudiqué a mí mismo, fui honesto en las finanzas, trabajé por las horas que había aceptado, di un trabajo de calidad, devolví lo que no me pertenecía, etc. b) Cómo reaccioné ante una injusticia, supuesta o real, ante un hecho desagradable, ante una situación inesperada. ¿ Reaccioné con ira, con rabia, ofendí a los demás, fui grosero en mis palabras? ¿O tuve la suficiente paciencia para esperar a que las aguas se calmaran y así conversar la situación? c) Cómo traté a las demás personas: Fui despectivo, arrogante, orgulloso, o por el contrario, fui humilde. Fui cortés y considerado o todo lo contrario. Fui amable, tolerante ante las debilidades ajenas, respetuoso, o la intolerancia fue superior.
Felicité a los demás por sus logros, o los ignoré con el falso concepto de que si los halago, eso me disminuye a mi mismo. Los miré con envidia o con admiración. Di un servicio desinteresado o todo lo hice esperando un pago por ello. Fui altruista o egoísta.
2. ¿Qué tipo de amigo fui este año? Fui honesto en mi trato con ellos. Fui agradecido por sus bondades y retribuí su cariño y preocupación. No hablé mal de ellos ni permití que nadie lo hiciera en mi presencia, ni menos, conmigo. Fui amigo en los tiempos buenos y también en los malos. Los alabé en público como en privado. Los traté con respeto estando con ellos, y lo mismo hice cuando no estuvieron presente. Estuve atento a sus necesidades. Los acepté como son, pero les hablé en privado de lo que no estaba bien y así ayudarlos a mejorar. Acepté sus sugerencias para mejorar en cualquier aspecto. Traté de elevarlos y levantarlos cuando los vi flaquear. Les di ánimo y valor para seguir adelante.
3. ¿Qué tipo de hijo he sido? Y si no tengo la bendición de tener a mis padres ¿Cómo trato a los ancianos de mi familia? (ver http://goo.gl/q09gV8)
4. Son muchas las cosas que podemos evaluar, cada uno sabe su vida. Mientras más preguntas nos hagamos, más nos daremos cuenta de aquello que necesitamos mejorar. En la medida en que utilicemos las interrogantes, más aprenderemos, en esta oportunidad, de nosotros mismos.
Y así, una evaluación honesta en lo que concierne a uno mismo como persona, en los aspectos más fundamentales de la personalidad, ya que con esta enfrentamos al mundo, es lo que nos brindará oportunidades de progreso. No podemos pensar en éxito al evaluar solamente nuestros logros académicos, laborales, profesionales y de otro tipo, sino que nuestra persona, nuestro yo, es lo que nos dará el impulso para todos los demás logros. No somos seres individuales, formamos parte de familias y comunidades y en la medida que nos esforcemos por ser una buena pieza en ellas, los resultados positivos comenzarán a llegar, porque todo es causa y efecto, porque lo que damos es lo que recibimos, más temprano que tarde, como una ley de la vida a la cual no podemos ignorar por lo muy evidente que se muestra a cada paso que damos.
Que nuestro aporte a la vida sea generoso, que cada persona que llegue a nosotros salga mejor de lo que era cuando llegó. Que aportemos alegría, confianza, que bendigamos las vidas de quienes estén cerca nuestro, que seamos un oasis en medio del camino desértico y del sol abrasador. Ese será nuestro verdadero logro y nuestro mayor éxito, imposible de comprar con dinero y de comparar con los bienes materiales.
El Calendario 2014 está vacío. La agenda del año está en blanco. Parecen esperar por nosotros, para que los vayamos llenando de actos positivos. Si así no ha sido en el pasado, no hay que angustiarse, borrón y cuenta nueva. "No puedes volver el reloj hacia atrás, pero si puedes darle cuerda otra vez." Bonnie Pruden
Un nuevo año a ha comenzado, y con el ha llegado una nueva vida, si así lo desea.
Comentarios (7) Trackbacks (0)
  1. Precioso Tía querida !!!!!!!
  2. Muy Bueno!!!! Invita a la reflexión.

    Gracias por publicarlo
  3. Hermosas reflexiones, y buenos consejos para imitar.
    Gracias!!
  4. Muchas gracias por hacerme reflexionar al respecto. Sabemos que tenemos un potencial divino, que podemos alcanzar. Este tipo de interrogantes nos ayuda a progresar como persona. Bienvenido 2014, que quedan muchas historias por escribir. Y gracias hna. Mercedes por su dedicación tanto en genealogía como en otras áreas. Feliz año para cada uno quienes lean este comentario (a los que no igual).
  5. Gracias por sus comentarios Jenny, Teolinda, Sara y Nataly. El escribirlo me ayuda a mi también, para recordarme que cada día debo mejorar, que debo hacer los esfuerzos necesarios por pulir lo que no está bien y seguir avanzando. ¡¡Y es perfecto hacerlo a comienzo de año!! Un cariñoso saludo para cada una...
  6. gracias por todas las reflexiones
  7. Gracias Jenny, por comentar ¡Tiene el mismo nombre que una de mis sobrinas! solo cambia el segundo apellido..

Deje un comentario

Enviar

Por favor deje un comentario
Por favor ingrese su nombre
Por favor ingrese su correo electrónico

Aún sin trackbacks.

Acerca de nosotros  |  Privacidad  |  Compártelo con un amigo  |  Soporte  |  Mapa del sitio
Copyright © 2014 MyHeritage Ltd., Todos los derechos reservados